Entrega es el abrirse a la crisis

Lo que más atemoriza al ser humano es caer en una crisis, porque pone de manifiesto todo lo que está irresuelto: la dependencia, la necesidad, la carencia. No se puede resolver nada profundo si no es a través de una crisis, pues ella misma posee los elementos de la curación.

Hay que tocar fondo. Hay que ir hacia el lugar de donde se quiere huir. Y la única manera de tocar fondo es sucumbiendo a las tentaciones: no se pueden superar los obstáculos huyendo de ellos o negándolos. Hay que sucumbir al miedo y a lo que consideramos malo. Hay que volverse malo, más enfermo. Tenemos que meternos en el pantano. Hay que ir al fondo del océano, hay que ahogarse y no andar con flotadores. Hay que hundirse, flotar, ahogarse y salir. Hay que renunciar a la salida mientras no se haya llegado al fondo. Si no, no se resuelve nada.

Es necesario llegar al núcleo, a la esencia del conflicto, para poder conocer y elegir con libertad. El conflicto, la crisis, siempre es una oportunidad. Lo más importante es la impecabilidad, poder estar abierto y presente en el instante, suceda lo que suceda, tanto si es placentero como adverso.


Guillermo Borja de “La locura Lo Cura”

Consúltanos por Whatsapp

Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
Antes de firmar/enviar tu solicitud, lee y acepta nuestra información básica sobre protección de datos, contenida en nuestra política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted